6 Beneficios del Año Académico en el Extranjero

por / Miércoles, 09 mayo 2018 / Publicado enLa educación de tus hijos
Adolescentes estudiar extranjero

 

Estudiar en el extranjero es una experiencia singular que tiene muchos beneficios para nuestros hijos/as. Pero, ¿cuándo es el mejor momento? ¿Y dónde?

El director y fundador de MCM, Álex Ferrer, recomienda los 15 años como la edad idónea para ir a estudiar un año académico en Estados Unidos.

1) POR QUE A LOS 15 AÑOS ES LA MEJOR EDAD PARA HACER UN AÑO ACADÉMICO

A esta edad y en 4º de la ESO son lo suficientemente adultos para poder separarse de los padres sin que sea un trauma, se sienten más seguros y socialmente capaces de afrontar este reto.

Por otro lado comienzan el despegue de los padres, ven que ya son autosuficientes en muchos aspectos, el grupo y los amigos tienen más importancia que el núcleo familiar. Tienen ganas de experimentar por ellos mismos y sin miedo, pero aun son dóciles y fáciles de reconducir.

Estudiar un Año Académico a esta edad es una fantástica oportunidad para que maduren y afiancen una personalidad abierta y empática.

Vivirán situaciones y experiencias imposibles de reproducir en su circulo actual, esto hace que su madurez, visión de la realidad cambien para bien desde luego.

La balanza de lo que le aporta estar en casa y lo que le aporta irse fuera empieza a estar inclinada hacia el irse fuera. Nuestros hijos empiezan a no escucharnos tanto, a no valorar mucho de lo que hacemos por ellos, su mirada está puesta en el grupo de amigos.

Todo esto que nos parece que es un inconveniente para irse ir un año fuera son imputs positivos que le ayudarán a integrarse, hacer amigos y disfrutar de su crecimiento personal y madurez.

2) QUE BENEFICIOS AOPRTA UN CURSO ACADEMICO EN EL EXTRANJERO

Te dejo aquí los puntos que creo has de conocer para saber que va a aportar un Curso Académico en el Extranjero a tu hijo:

  1. Aumenta la Estabilidad Emocional en los estudiantes de un Año Académico en el Extranjero los estudiantes han de resolverse los problemas cotidianos ellos mismos. No cuentan con los padres. Así que esta situación les ayuda a madurar.
  2. Te permite crecer como persona. Estar en un lugar nuevo, con un idioma nuevo y gente a la que no conoces hace que ganes confianza en ti mismo.
  3. Sumergirse en nuevas culturas. Sobre todo en el caso de Estados Unidos, Canadá o Australia, ya que son culturas diferentes y muy abiertas. Conocer las peculiaridades, el humor o la forma de hablar o de actuar, se convertirá en una ventaja en el futuro laboral de nuestros hijos/as.
  4. Reto personal. Los inicios no son fáciles, los alumnos tienen miedo y dudas, es lógico, pero una vez ubicados, todos los alumnos superan las barreras idiomaticas y culturales y muchos acaban haciendo amigos para toda la vida. Vuelven habiendo superado con creces sus expectativas y con un idioma perfecto.
  5. Autoestima Personal. Todo lo mencionado anterior mente hace que ellos mismos se quieran mucho más, se respeten y hayan aprendido a comportarse en situaciones nuevas.
  6. Idioma. Adquieren diferentes habilidades comunicativas desde luego entre ellas la empatia, pero sin duda el dominio de una lengua será en su futuro un punto de seguridad personal muy importante para ellos en el mundo laboral.

Os dejamos el video de un alumno de MCM, interesante su visión.

Deja un comentario

SUBIR